Fic: Once

Sep. 12th, 2011 01:32 am
siniestramalfoy: (Me)
[personal profile] siniestramalfoy
Título: Once.
Fandom: Latin_Hetalia
Pairing: Chile/Argentina
Género: Flangst, hurt/comfort
Rating: PG
Palabras: 750-.
Advertencias: temas de actualidad (y no tanto) chilenos. Insinuación de slash.
Beta: no, aunque en cuanto sea revisado, será actualizado.
Resumen: Hay cicatrices que aunque pase el tiempo no se borran.

Acomodando la bolsa en su mano libre, tocó un par de veces el timbre, frunciendo el ceño al no tener respuesta, sabiendo que Manuel al menos gritaría que ya salía.

Dándose la vuelta al jardín, encontró la puerta trasera abierta, anotando mentalmente obligar al chileno a cerrarla siempre.

—Manu, ¿estás por aquí?

La única respuesta fue el silencio, preguntándose si habría salido a alguna parte, aunque lo dudaba. Además de ser domingo (fomingo, le recordó esa vocecita tan similar a la de su vecino), era once de septiembre, día en que todo en el país trasandino cerraba más temprano, encerrándose en sus casas, una parte a sufrir sus duelos y otra a descargar la frustración o simplemente vandalismo en el resto.

Dejando las bolsas sobre la mesa, estaba dispuesto a subir y sacar a Manuel de la cama, cuando un ruido lo sobresaltó, volteándose rápidamente, sólo para observar al chileno sentando cerca de la ventana, mirando hacia la nada.

—Hola Manu —saludó, acercándose hacia el moreno, mordiéndose un labio al ver las grandes ojeras bajo sus ojos, su rostro cansado apenas girándose unos segundos para hacerle notar que sí lo había oído.

—No esperaba que vinieras —el susurro ronco, casi frío, lo hizo apretar los párpados, queriendo enterrar al chileno contra su pecho, pero conteniéndose, sabiendo que lo único que lograría es que se pusiera agresivo con él. Dudaba si no sería eso lo adecuado, cualquier cosa con tal de sacarlo de ese trance en el que estaba.

—Te había dicho que te traería un poco de dulce de leche, ¿no? —señaló sentándose cerca del otro, unos meros centímetros separándolos, pero haciendo que para el rubio parecieran tantos kilómetros como tener la cordillera entre ellos. Aún así, podía observar perfectamente que había bajado uno o dos kilos con toda esa agitación de la revolución estudiantil que tanto le había comentado, sabiéndolo feliz de ver a su pueblo despertar, pero desgastado con la tensión, con las peleas; luego había recibido el impacto de las muertes en el avión de su Fuerza aérea, sabiendo lo mucho que estimaba a los muertos, especialmente los que se dedicaban a ayudarlo en la reconstrucción luego del terremoto, y la muerte de uno de los hombres* que habían ayudado con la vuelta a la democracia en los 80’ y que habían estado permanentemente en contacto con él.

Ahora le tocaba cargar con la fecha del aniversario del golpe de Estado que tantas cicatrices había dejado en su piel. Lo que lo había hecho aún más arisco, lo que lo había aislado aún más del resto.

—No tengo mucha hambre —murmuró, encogiéndose de hombros.

—Entonces ven —respondió Martín, sujetándolo por una mano, omitiendo el ceño fruncido y la palma fría y sudada, obligándolo a ponerse de pie, guiándolo hacia el segundo piso donde estaba el dormitorio. No eran más que las ocho de la tarde, temprano para la hora en que se duerme normalmente, pero suficiente como para acostarse y descansar junto a Chile, sabiendo que necesitaba una distracción, queriendo poder sacarle al menos una sonrisa antes de verlo dormir.

Como nunca, hacer que Manuel se desvistiera y se colocara el pijama fue terriblemente fácil, haciéndole sentir algo en el pecho, deseando ver al Manuel agresivo, al Manuel orgulloso y que no se dejaba manejar.

—Déjame, si puedo vestirme solo —gruñó, quitándole la camiseta de las manos, colocándosela rápidamente, tratando de esconder el sonrojo de sus mejillas, haciendo sonreír a Martín al verlo reaccionar finalmente.

—Quedate aquí, iré a hacerte un té —dijo, pasando por alto el gesto del moreno.

—No es necesario. Tomé uno antes de que llegaras —susurró Manuel, frenándolo. Levantando una mano, golpeó el borde de la cama, señalándole que se sentara a su lado.

Acomodándose a su lado, suspiró al sentir ese ligero calor que desprendía el cuerpo del otro a pesar del frío que hacía normalmente en su país. Mirándolo de reojo, pudo notar que seguía con la mirada perdida, aunque sin esa expresión de nostalgia que tanto le pesaba. Juntos habían vivido muchos momentos, unos más amargos que otros, pero le gustaba saber que cuando era necesario podían olvidarlo por un momento, tomando ese aire de camadería y entendimiento que tenían durante su lucha por la independencia.

Dejando que la tranquilidad de oír la respiración pausada de Martín lo embargara, se inclinó un poco hacia el cuerpo del otro, tratando de aumentar la cercanía entre los dos, girándose lentamente para mirarlo, sin preocuparse de si estaban demasiado cerca para ser moralmente correcto o lo que fuera, simplemente queriendo el calor y la presencia del rubio junto a él.

—¿Crees que alguna vez deje de doler? —suspiró Manuel, tomando con fuerza la mano junto a la suya, buscando confortar y confortarse y llevándose la otra al pecho.

—Sí, en algún momento dejará de hacerlo. Tiene qué —respondió, pensando en su propia dictadura.

Asintiendo, Manuel se metió bajo las sábanas, dejando un espacio para el otro. Sin necesidad de más palabras, Martín se acostó junto al moreno, suspirando al sentir el calor del cuerpo de Chile, dudando de quién reconfortaba a quién, mientras presionaba su mejilla contra el pecho de Manuel, tratando de percibir el latido rítmico y constante. Quizá no era capaz de solucionar los problemas de la otra nación, pero sí era capaz de espantar los fantasmas por una noche.

—Gracias —murmuró Manuel contra su pelo, deslizando los dedos entre los mechones claros, cerrando sus ojos, relajado por fin.

Sonriendo, sólo apretó un poco más su cara contra el otro, inhalando ese olor a tierra y mar que sólo podía pertenecer a Chile.

Fin.

----
*Gabriel Valdés, hombre de política que fue presidente del Senado al volver a la democracia.

Profile

siniestramalfoy: (Default)
siniestramalfoy

November 2011

S M T W T F S
  12345
6789101112
13141516171819
202122 23242526
27 282930   

Most Popular Tags

Style Credit

Expand Cut Tags

No cut tags
Page generated Jul. 28th, 2017 02:46 pm
Powered by Dreamwidth Studios